Grupo de Reflexión Rural Horizonte Sur Volver a la Tierra Facebook GRR Defensa de Monte y Selva Paren con las plantaciones forestales
Contacto
Miércoles 23 de abril de 2014
Publicado por

Noticias

· 7 de julio a las 23:31hs

El país tiene la mejor situación sanitaria de los últimos años

El presidente del Senasa, Jorge Amaya, dialogó en exclusiva con La Política Online a pocos meses de concluir su segundo mandato al frente del organismo sanitario. Hombre de plena confianza de Cristina, detalla los principales avances que concretó en sus ocho años de gestión y anticipa los desafíos que vienen.

El presidente del Senasa, Jorge Amaya.

El actual presidente del Servicio Nacional de Sanidad y Calidad Agroalimentaria (Senasa), Jorge Amaya, nunca se ha caracterizado por ser una figura de alto perfil público, sino más bien es un hombre que se siente cómodo en el perfil de coductor de un organismo eminentemente técnico.

Sin embargo, Amaya conoce bien de cerca las intimidades del poder kirchnerista dado que dirige la institución desde septiembre del 2003, cuando asumió el cargo apenas tres meses después que Néstor Kirchner desembarcara en la Presidencia.

Sobrevivió todos los cambios del gobierno y en el 2008, ya con Cristina en la Casa Rosada, decidió confirmarlo mediante el decreto 563/08 para un nuevo mandato al frente del Senasa por tres años más (hasta septiembre de 2011).

Amaya desarrolló la mayor parte de su actuación pública en el Instituto Nacional de Tecnología Agropecuaria (INTA), donde fue vicepresidente en 1989, director nacional en 1995 y responsable de la Estación Experimental de Bariloche hasta asumir como secretario de Ambiente y Desarrollo Sustentable de la Nación en marzo de 2003. En tanto que durante la década del 80 se desempeñó como Secretario de Agricultura de la provincia de Santa Cruz.

A pocos meses de culminar su segundo mandato, La Política Online lo entrevistó en exclusiva para dialogar, no sólo de temas técnicos vinculados, por ejemplo, a la clonación de animales, sino también para conocer sus planes personales a futuro.

¿Qué balance hace de su gestión al frente del Senasa?

Aunque no me gusta hacer una evaluación propia, entiendo que el balance global de estos ocho años indica que los objetivos se cumplieron: institucionalmente recuperamos el papel central del Estado en materia de sanidad animal y vegetal; el presupuesto se triplicó y se utiliza como la principal herramienta de gestión; el proceso de descentralización es una realidad en marcha con 14 centros regionales en funcionamiento, al igual que el plan de capacitación; se está informatizando el Organismo y el personal del Senasa cuenta con un convenio colectivo propio y un escalafón que promueve una carrera profesional previsible y continua con un ordenamiento salarial más justo.

¿Y en el aspecto sanitario?
En el aspecto sanitario la Argentina está reconocida internacionalmente libre de las principales enfermedades de los animales y la situación fitosanitaria está controlada. Contamos con la tecnología y la capacidad de gestión para combatir la aparición de plagas vegetales y animales. Hace pocos días inauguramos un laboratorio de bioseguridad que nos pone al mismo nivel de los mejores del mundo. Es decir que el país exhibe hoy una situación sanitaria que es la mejor de los últimos años. Éstos resultados fueron posibles porque hubo y hay una fuerte decisión política de las máximas autoridades nacionales de apoyar el proceso de cambio y fortalecimiento del Senasa, en la comprensión de que su tarea contribuye a fortalecer el perfil de país productor de agroalimentos inocuos y de calidad.

¿Cuáles son los principales desafíos que quedar por enfrentar?

Entiendo que se debe sostener el financiamiento y la capacitación que hará del Senasa un organismo de excelencia. También habrá que apuntar a una Ley del Organismo y estudiar la incidencia del cambio climático en la incidencia de las plagas.

¿Qué planes tiene una vez que no dirija más el Senasa?

Estoy en camino a los 70 años. Yo entiendo que no soy insustituible y creo que es hora de darle paso a una nueva camada de personas con los mismos ideales de transformación con que vinimos trabajando hasta ahora. De todas formas, uno es un profesional que integra un proyecto político y si me dicen que me necesitan en algún lugar, allí estaré para sumar mi aporte.

En otro orden, y con respecto a los avances en la clonación de animales recientemente difundida, ¿en qué consiste y qué importancia tiene para el sector productivo argentino
?

La clonación es una técnica de reproducción asexual que produce una descendencia genéticamente idéntica a un único organismo parenteral. La clonación de los animales en particular, cuando es para fines productivos, se realiza a través de una técnica denominada Transferencia Nuclear de Células Somáticas (TNCS). Esta técnica permite la reproducción asexual de los animales que han mostrado buena productividad, baja incidencia de enfermedades y/o capacidad para adaptarse al entorno ganadero. El animal que se obtiene (el clon) es una copia genética exacta del animal original.

¿Qué avances concretos realizó el país en este sentido?

La Argentina tiene iniciativas para el apoyo y promoción de esta tecnología, como su inclusión en el Plan Estratégico para el Desarrollo de la Biotecnología Agropecuaria 2005-2015; el seminario organizado en 2008 sobre aspectos técnicos, comerciales y regulatorios de la clonación de animales para uso agroalimentario y la inauguración oficial por parte de la presidenta, de un laboratorio de clonación de cabras. Existen laboratorios argentinos, tanto públicos como privados, para clonar diferentes especies de animales de granja, algunos de los cuales se dedican a la investigación básica, y otros a la reproducción de animales que no están destinados a la producción de alimentos. Dos de estos laboratorios, que trabajan en clonación de bovinos y caprinos, ofrecen servicio comercial a los productores agropecuarios. Pero hay que tener claro que la obtención de animales clonados requiere una inversión que solamente se justifica para individuos utilizados como reproductores, por ello se clonan mas individuos machos que hembras.

Otras noticias que te pueden interesar
Saiz desde China: "El proyecto agroalimentario se encamina a ejecutarse"
“No nos importa cuánto vale la onza de oro, nos importa el valor de la vida”
“Con una patente se pagan tres años del presupuesto en ciencia”

Dejá tu comentario

Tu email no será publicado. Campos requeridos *